Please reload

ÚLTIMOS POST

Sal del bucle

 

De nuevo vuestros emails me han servido de inspiración. Si pudiérais chequear la bandeja de entrada de mi correo os daríais cuenta de que vuestras inquietudes son similares. La mayoría lleva un tiempo madurando la idea de que necesita un cambio en su vida, sin embargo, dar el paso no es algo inmediato. Es posible que te sientas identificado con esto...

 

"Después de mi primer embarazo cogí 8 kilos. Esto empeoró cuando tuve a mi segundo hijo, sumé 6 kilos más. Mi cuerpo ha cambiado tanto que no me reconozco..."

 

"Siempre he sido una persona muy activa pero entre el cambio de ciudad, el trabajo y la falta de tiempo no consigo recuperar la rutina. Además mi alimentación es un caos, como lo que pillo durante el día y cuando llega la noche siento ansiedad y ceno como un oso. Necesito un cambio, pero no sé por dónde empezar."

 

La inercia del día a día, el trabajo, las obligaciones familiares, las preocupaciones, los nervios,... son motivos o excusas que en ocasiones nos envuelven, entrando en un bucle que nos lleva a donde nunca quisimos estar. Para salir de ese círculo vicioso hace falta, lo primero, darte cuenta de que seguir por ese camino no te hace ningún bien, y lo segundo, tomar la determinación de cambiar las cosas. Por este motivo puedo decir que todas esas personas que se dirigen a mí ya han iniciado el camino, son conscientes de su situación y quieren cambiarla.

 

Construimos nuestro día a base de pequeñas acciones que encadenamos casi de manera automática. La forma de comportarnos ante situaciones cotidianas se repite sistemáticamente, se trata de hábitos de vida. Modificar un hábito de vida es un acto consciente, que requiere de un compromiso con nosotros mismos, de manera que deberás repetir y repetir hasta convertilo en rutina.

 

"Convierte en rutina aquello que te hace bien"

 

Detecta aquello que quieres cambiar. Debemos preguntarnos si esa manera de actuar nos acerca o nos aleja de nuestros objetivos. No se trata de grandes propósitos, sino más bien de modificar costumbres que no supongan un gran esfuerzo inicial, sin embargo tendrán impacto en nuestro estado. Con ejemplos todo se ve mejor:

 

DESCANSO

Regular la horas de sueño y conseguir que este sea reparador es clave para empezar el día con energía. ¿Qué puedes hacer?

  • Marca una hora para acostarte que te permita dormir entre 7-8 horas seguidas.

  • Olvídate de móvil, ordenador y televisión antes de dormir.

 

ALIMENTACIÓN

Una alimentación ordenada es esencial para el buen funcionamiento del organismo, mantiene el metabolismo activo, evita los ataques de ansiedad y ayuda a controlar las porciones. ¿Qué medidas puedes tomar?

  • Comienza el día con un completo desayuno.

  • Prepara los snack de media mañana y media tarde.

  • Lleva contigo siempre una botellita de agua.

 

ACTIVIDAD

Para mantenernos enérgicos es importante incluir algo de ejercicio diario. ¿Cómo aumento mi actividad?

  • Asegúrate de caminar todos los días al menos 40 min seguidos a buen ritmo. Por ejemplo, yendo al trabajo andando.

  • Revisa tus horarios y marca al menos 3 días a la semana para entrenar (sesiones de 60/90 min). Tu eliges la actividad en función de tus objetivos.

 

Como puedes ver no se trata de romper con todo de golpe, sino de incorporar pequeños cambios que poco a poco se irán consolidando. Con el tiempo conseguirás perfilar ese estilo de vida que te haga sacar lo mejor de ti y te permita estar orgulloso de ser quien eres. En este camino la constancia será tu mejor compañera.

 

Si estás convencido de que es tu momento, solicita información sobre los planes personalizados (food & training). Puedes ponerte en contacto conmigo a través del correo electrónico que figura un poco más abajo o desde este FORMULARIO.

Please reload